26 ene. 2011

Cortafuegos-Monasterio-Casa Oración-Mirador-Monasterio Viejo

Ficha Técnica
  • Fecha: 23/01/2011
  • Distancia: 10.5 Km
  • Desnivel: 600 m
  • Alt. máxima: 540 m
  • Tiempo Aprox.: 3h-4h
  • Track GPS: Si

Introducción

La previsión del domingo era de frío, mucho frío, así que como no queríamos más que el fío justo decidimos ir a hacer algunas sendas por el Desierto de Las Palmas que hacía ya algún tiempo que no lo pisabamos. La idea era hacer una ruta un poco más exigente que la semana pasada para ir cogiendo un poco de forma.

Así que salimos desde el puente de la autopista y vamos a buscar la pista del monasterio, por ahí comenzamos a subir por el cortafuegos hasta llegar al monasterio. Del monasterio a la portería vieja, uno de los miradores que mas me gustan del desierto, y continuar subiendo un poco mas. Acabada la subida bajamos hasta el parapente, un poco de pista y por senda hasta el inicio de la ruta.

Punto de Inicio

Iniciamos la ruta desde la carretera que sube al desierto desde la parte de Benicassim. Cuando pasamos el puente sobre la autopista aparcamos el coche a un lado de la carretera. Hay sitio para bastantes coches, cuando nosotros llegamos habrían unos ocho coches ya aparcados a ambos lados y en la pista cercana.

Para llegar al punto de inicio, vamos por la N-340 de Castellón a Benicassim y entramos por la primera entrada al pueblo, en la rotonda no entramos al pueblo y damos la vuelta como si fuéramos a Castellón de nuevo, antes de llegar de nuevo a la N-340 a nuestra derecha veremos la señal que nos indica al Desierto de Las Palmas, solo tenemos que seguir las indicaciones, no tiene perdida.

Descripción

Llegamos al punto de inicio sobre las 9:45h, que no era cuestión de pasar mucho frío, el ambiente es fresco, unos 6ºC, pero brilla el sol, así que no hace falta abrigarse mucho que empezamos subiendo y pronto entraremos en calor. Avanzamos unos metros por la carretera, dejando el mar a nuestra espalda, hasta que por la izquierda vemos que se inicia una senda que desciende, vamos por esta, bajamos para salvar un pequeño barranco y comenzamos a subir.

La senda nos lleva a una pista. A la derecha vemos una senda por la cual continuamos. No tiene perdida y vamos subiendo de forma suave. Cruzamos una pista y continuamos por el sendero que continua por el otro lado de la misma. Finalmente la senda nos lleva a una pista, continuamos subiendo por la izquierda, por la derecha volveremos al final de la ruta.

La pista comienza a ascender de forma mas pronunciada y se encuentra bastante rota. Curva cerrada a derecha y fuerte pendiente, a partir de ahora hay buscar por nuestra izquierda una senda que se inicia, puede ser un poco complicada de ver si no se va buscando. Como referencia, esta se encuentra antes que en un pequeño llano hagamos una curva de 180º hacía la derecha.

Una vez encontrada seguimos la senda que va ascendiendo de forma pronunciada. Vemos en el suelo gran cantidad de troncos cortados. La senda esta suficientemente definida, esto junto con los hitos de piedra que vamos encontrando nos permiten seguirá sin problemas. Llegamos a una pista, seguimos por la izquierda y continuamos subiendo de forma pronunciada

El caminos se suaviza y nos va llevando a la pista principal, una vez llegamos a esta continuamos ascendiendo por la izquierda. Pronto llegamos al monasterio nuevo, seguimos por las senda hasta llegar a la carretera. Seguimos por la derecha, pasamos un parking y giramos a la izquierda y de nuevo a la izquierda hacía la casa oración. Ascendemos por una pista asfaltada hasta la casa oración, a la derecha se inicia una senda que nos lleva hasta la portería vieja.

Como vamos bien de tiempo nos sentamos en la portería que nos resguarda del poco aire que hace, pero que es muy frío. Comemos algo tranquilamente disfrutando de la calma, el solecito y las magnificas vistas, como ya he dicho un magnifico mirador del desierto. Vencemos la tentación de quedarnos allí toda la mañana de lo bien que se esta, y continuamos por la senda. Avanzamos un poco y descartamos la senda que tiene el cartel de senda en regeneración, seguimos y por la derecha se inicia otra senda debidamente señalizada con poste de madera, continuamos por esta.

Vamos subiendo en fuerte pendiente, pasamos por zonas de pinos jóvenes que ya están haciendo bosquecillo, a ver si se va regenerando. Llegamos a la pista y se acaba nuestra subida, seguimos por la derecha y comenzamos el descenso, primero por pista de tierra estrecha, hasta que llegamos a la pista asfaltada, por la que por la derecha continuamos descendiendo.

Seguimos la pista asfalta, vamos mirando por la izquierda una senda, la seguimos, esta senda sube hacía el Bartolo, pero nosotros la dejamos a los pocos metros por otra que se inicia por la derecha y que desciende. La senda esa señalizada con hitos de piedra. El sendero se encuentra bastante cerrado de vegetación pero no hay problema en avanzar por él ni tiene perdida. En tramos tiene bastante inclinación. Llegamos a una pista que seguimos por la derecha en descenso que nos lleva hasta la carretera. Vamos hasta el mirador cruzando la calzada.

Descendemos por la pista que se inicia en el mirador. Pasamos junto al monasterio viejo. Hay tramos que han cementado la pista. Pasamos por numerosas ermitas y antros, esta zona del desierto esta llena de estos. Llegamos a una bifurcación en forma de T. Seguimos por la izquierda, por la derecha llegaríamos al pista que baja del monasterio, pero por la izquierda pronto se convierte en senda.

Seguimos la senda hasta llegar a una pista, por la derecha unos metros y vemos la senda que hicimos al inicio de la ruta, la desandamos hasta llegar donde hemos aparcado el coche.

Valoración

Una bonita ruta que recorre algunos puntos destacables del Desierto de Las Palmas. Algunas de las sendas que recorremos no son demasiado frecuentadas, y pese a la gente que había ese día por el paraje, no nos encontramos a nadie. También recorremos caminos muy transitados donde seguro nos encontramos con mas excursionistas.

Cabe destacar la portería vieja por las magnificas vistas y el banco de piedra ideal para sentarse. También pasamos juntos a las ruinas del monasterio viejo destrozado por los corrimientos de tierra, aunque queda parte de la estructura en pie.

Encontramos pocas sombras durante el recorrido, así que si se hace un día de calor hay que tenerlo en cuenta, además de mañana da el sol en esta parte, ideal para días fríos de invierno. No encontramos fuentes durante el recorrido, en caso de necesidad, cerca del mirador esta la fuente de San José donde normalmente sale algo de agua, la última vez que pase muy poca, pero algo salía.

2 comentarios:

El domingo yo también estaba por allí, por la zona del Coll de la Mola.
 
Hie!!!
Lástima no habernos encontrado. A ver cuando podemos quedar para hacer alguna excursión

Carlos